miércoles, 12 de diciembre de 2012

JEAN-JACQUES DESSALINES



Se habla de que se tiene previsto en un futuro no muy lejano hacer una pelìcula sobre la tenebrosa figura de Jean-Jacques Dessalines, la pelìcula cuyo rodaje se proyecta para el pròximo año, segùn la noticia publicada en el matutino "Diario Libre", el productor señala "serà una pelìcula para el paìs" (¿?). El tìtulo no puede ser mas discordante "EL PRIMER REY DE LA ISLA".

Como dominicana nos entusiasma la idea ya que precisamente en eso estamos, en buscar un espacio en el mundo de la industria del cine, y la pelìcula da visos de que serà interesante. Pero ojalà los productores y/o guionistas se atengan a la verdadera historia de este sanguinario personaje, y los daños que causò en nuestra patria, es de suponer que a estas alturas del juego tendran que estar mas que documentados sobre lo que fue el paso de Dessalines por esta parte de nuestra isla y que la historia se ha encargado de desbrozar en los tomos del libro "INVASIONES HAITIANAS" de Emilio Rodrìguez Demorizi, asì como "HISTORIA DE SANTO DOMINGO", de Jacinto Gimbernard Pellerano, por solo citar dos, de las tantas y tantas que pergeñan sobre las devastaciones que causò èste "autoemperador".

En en estos precisos momentos un poco de historia, no estarìa mal, para aquellos que no conocen en su verdadera magnitud el paso de JEAN-JACQUES DESSALINES, por nuestra amada Quisqueya; Leamos:

..."Existe en toda Latinoamérica y Europa, no uno sino varios historiadores de gran valía que han pergeñado sobre la historia de Haitì y su revoluciòn para independizarse de los franceses, los libros abundan y “el mutismo sepulcral” que se alega es algo que nos luce fantasioso, esas pàginas “heroicas” costaron mucha sangre, sudor y làgrimas a nuestro pueblo dominicano…...no se puede pretender ofrecer al mundo “las mas heroicas paginas de la historia del pueblo hermano de Haitì”,(y valga la redundancia), que se hayan librado, sin que por obligación se tenga que mencionar que para lograr su “soberanìa” esos hechos sucedieron en medio de una orgìa de sangre sin precedentes en el resto de los paìses de Amèrica, de manos de un ex esclavo, Jacobo Dessalines que fue cruel e implacable sin piedad con los negros igual que èl, y no digamos con los mulatos.

Para estas “heroicas acciones” hubo que masacrar a un pueblo a troche y moche como sucediò en aquella terrible època…que entre los cruentos dramas de Amèrica, ninguno como los que el pueblo dominicano sufriò en carne viva. ….Si en algun momento alguien dijo que la “relevancia del proceso haitiano” ha sido cubierto por una cortina de silencio tendida por historiadores con prejuicios raciales y temerosos de hablar de …“ LA UNICA REVOLUCION SOCIAL TRIUNFANTE QUE SE DIO EN EL CICLO DE LOS MOVIMIENTOS INDEPENDETISTAS”, causa indignación, mas que nada por tan errada aseveración.

Irremediablemente tenemos que ser reiterativos si queremos venir de lejos…- porque asì es que se escribe la historia-, como ya dijimos y lo reafirmamos una vez mas el pueblo haitiano no tiene nada que ver con el descubrimiento de la Isla: nada con la raza indígena….SU HISTORIA COMIENZA AQUÍ HACIA EL AÑO 1650, y su prehistoria hay que estudiarla en el Africa tenebrosa. Desde 1650 hasta fines del siglo XVIII fuè una masa anònima de esclavos sometidos al bàrbaro règimen del colono francès. Viviò al màrgen de la civilización, sin asomarse desde el Occidente de la Isla, a la apacible y civilizada vida de la parte Este española, cuya Universidad era faro del saber en las Antillas…. 39 años después surge la primera disputa por la indefinición de la línea de separaciòn de ambas colonias.

No se puede dejar de reconocer que Haitì nuestro inevitable vecino y pueblo hermano, como comunidad humana, surge dos siglos después que nosotros, en cambio como naciòn soberana y estado libre nos aventajò. Su ideal nacional nace en las entrañas de un pueblo esclavo. Con una esclavitud nada fácil, ni considerada y benévola como acaecía en la parte Este. En poco tiempo fue capaz de asentar cátedras revolucionarias al soplo de los profundos cambios sociales que se sucedìan en Francia y que conmovieron al mundo. Su revoluciòn se ha dicho fue de òrden polìtico…. de tesitura racial…de grandes compromisos sociales. Un malhadado sino històrico. Solo 165 años fueron suficientes, desde 1626, que comenzò el tràfico de esclavos por la isla Tortuga hasta el 1801 que con TOUSSAINT Y DESSALINES el poder de Francia tirado al mar, para delinear y dar forma a un pueblo vigoroso, prolífico, expansivo. Un pueblo decidido por la via que fuere a rearfirmas sus ancestros….a vindicar la sangre de sus abuelos….a mirar con altivez hacia el oriente de la isla y exlamar en vias de hecho: TODA ES UNA E INDIVISIBLE!.

En tanto existen todavía haitianos que no se consuelan de que ya sea un mito la anhelada indivisibilidad de la Isla, propugnada por Louverture, Dessalines, Boyer…. -de haber perdido para siempre la codiciada parte del Este- y en tanto que su población pasa del doble de la nuestra en un territorio màs pequeño y menos fértil que el nuestro, el pueblo dominicano avanza en poderío, en cultura y bienestar seguro de su destino. Maravilla pensar còmo, a pesar de tantas vicisitudes, logrò subsistir la antigua colonia de España, mas tarde transmutada en Repùblica, hecho singular en la historia de America, revelador de la vigorosa resistencia del espíritu hispánico , pero lamentablemente no fue posible que la población dominicana se librase de los graves perjuicios ètnicos y morales, politicos y economicos que le irrogara tan hostil vecino, he aquì un resumen de la larga serie de inauditos desmanes:

1630: se inicia la continua y larga serie de invasiones y de incursiones, partiendo de la parte occidental de la Isla, y el principio de la fantástica historia de la Isla Tortuga……

1641 : La ciudad de Azua, unas de las poblaciones mas occidentales de la colonia, fue robada e incendiada…

1656: fue destruida la ciudad de Guaba….

1674: ya reconstruida, Guaba fue nuevamente incendiada….

1660: Las huestes D`Oregon, se apoderaron de la ciudad de Santiago de los Caballeros….

1689: Entrò Cussy a Santiago, fue saqueada e incendiada….

1697, el 20 de septiembre fue sucrito el Tratado de Ryswich.

1714: tuvo lugar la visita felona de Charitè a Santo .Domigo, quien trataba de conquistarla por sorpresa, siendo frustrado su proyecto.

1777 … el 3 de junio, por el Tratado de Aranjuez quedò delimitada la obra expansionista de los antiguos bucaneros. Fue trazada la frontera. Pero tampoco se detuvieron ahì sus pretensiones ni sus violencias.

A partir de 1788, los acontecimientos de Francia tuvieron consecuencias en Santo Domingo.

1795, España cede a Francia la parte española de la Isla. Tratado de Basilea.

En 1801 antes de que Francia tomara debida posesión de la nueva colonia, y enterado Tousaint Louverture que el Cónsul Bonaparte tenìa la intenciòn de enviar una gran fuerza expedicionaria para restablecer la autoridad de Francia en la Isla, Toussanit tomò inmediatamente las medidas de lugar, reforzò las fortificaciones de la parte occidental y luego pasò a Santo Domingo para asegurarse de la lealtad de sus subordinados, pero escapò a su perspicacia el profundo descontento de los dominicanos, que preferirían cualquier gobierno a la negra dictadura que èl les habìa impuesto. Durante esa breve visita a la colonia Española, Toussaint descartò toda pretenciòn de conciliación y ordenò el COMIENZO DE UN REINADO DE TERROR, que sus oficiales no vacilaron en poner prontamente en pràctica.

Mientras Toussaint se hallaba en Santo Domingo los numerosos soldados franceses que habia traido la fuerza expedicionaria de Napoleón, llegò a Samanà parra emprender la reconquista de la colonia, y Leclerc ya habia despachado al General Ferrand con una fuerza considerable, después de encarnizadas peleas . La trágica odisea de las tropas españolas que Toussaint se llevò como rehenes, tuvo un fin aun mas trágico. Cuando Toussaint recibió el parte en que se le comunicò la capitulación de Santo Domingo, que interpretò como un principio de su fin, ordenò la matanza de los indefensos soldados españoles.

La magnitud de estas atrocidades se supo por algunos rezagados que viendo a los soldados haitianos rajeados en los maltrechos uniformes de sus compañeros, dedujo lo que les habia acontecido……Ya la buena estrella de Toussaint se acercaba al ocaso; traicionado por dos de sus principales Tenientes, Jean Jacques Dessalines y Henri Christhope,… cayò en manos de Leclerc y fue deportado a Francia. Un año después, soñando, tal vez con el brillante sol tropical y el cielo del Edèn insular que sus ojos no volverían a contemplar, muriò de frio entre las heladas nieblas de las montañas de la frontera Suiza.

Después de la deportación de Toussaint, Dessalines asumiò el primer puesto entre los jefes negros, y la evacuaciòn del territorio por el general Rochambeau muerto ya Leclerc, fue conducente que su proclamación de la Independencia e indivisibilidad de la isla no fue sinò la ejecución del proyecto acariciado por la mente de Toussaint, de que la isla era indivisible y que debia estar totalmente gobernada por haitianos. Se consignaba la abolición de la esclavitud…… el 31 de diciciembre de 1803, Dessalines convocò a una cita para el 1ro.. de Enero de 1804 en su casa, habìa confiado la redacción de estos documentos a Charèron, el mas antiguo de sus secretarios., este que había vivido largo tiempo en los Estados Unidos, se inspirò en la declaraciòn de la Independencia del Congreso Americano y habia compuesto algo abstracto, de carácter jurìdico, sin vida ni calor y donde no se reflejaba el sentimiento violento que enardecía los espíritus. La lectura se oyò en un sombrìo y pesado silencio. Boisrond-Tennerre intervinò bruscamente y dijo las siguientes palabras:……”TODO LO QUE SE HA DICHO NO ESTÀ EN ARMONÌA CON NUESTRAS DISPOSICIONES ACTUALES: “PARA LEVANTAR EL ACTA DE LA INDEPENDENCIA, NECESITAMOS LA PIEL DE UN BLANCO COMO PERGAMINO, SU CRÀNEO COMO ESCRITORIO….SU SANGRE COMO TINTA Y UNA BAYONETA COMO PLUMA!.

De un salto Dessalines se yergue:….”BOISROND, TE ENCARGO QUE EXPRESES AL PUEBLO MIS SETIMIENTOS HACIA LOS BLANCOS”…..Toda la noche, el inmortal redactor del Acta de la Independencia escribió febrilmente, pero al amanecer, vencido por el cansancio se durmió en su mesa de trabajo, y tan profundamente que tuvieron todo el trabajo del mundo en despertarlo para la ceremonia”.

La irrupción de Dessalines, nuevo emperador de Haiti, contemporáneo de Napoleón, hecha el año de 1805 por las dos cordilleras del Norte y del Oste, destruyó como un torrente todo aquel vasto espacio, y especialnte a su retirada convirtió los pueblos y las haciendas en montones de ruinas y cenizas, matando y destrozando sus tropas cuando no pudieron llevarse. Fuera de la capital, solamente quedaron en pie, en la parte oriental Bayaguana, el Seibo e Higuey y las miserables aldeas de Samanà y Sabana de la Mar. La ciudad de Santiago de los Caballeros, que era la mas rica y su jurisdicción la mejor poblada de la isla, fue entrada a sangre y fuego con muerte de mas de 400 personas en un solo dia, y en las varias irrupciones que sufriò como lugar fronterizò quedò tan asolada que ahora no se conocia el paraje donde estuvo la iglesia parroquial...

Christophe por òrdenes de Dessalines entrò en Santiago el lunes de Carnaval, y los haitianos jubilosos por su fácil victoria, se entregaron a una orgia, bebiendo todo el ron y aguardiente que hallaron en la ciudad. Luego dièronse a la diversión, robando, estuprando y matando, dando rienda suelta a sus instintos salvajes. Un gran nùmero de los habitantes se refugiaron en la Iglesia, todos fueron degollados y el sacerdote, Don Josè Vàsquez, mientras decìa la misa, fue cogido y matado vivo, los libros sagrados y la vestimenta sacra sirvieron para avivar el fuego: y luego la iglesia, llena de cadáveres mutilados, fue pasto de las llamas.

Entonces empezò la búsqueda de los que se habian ocultado durante las primeras horas de la matanza; se hicieron pequeñas pesquisas domiciliarias y los fugitivos fueron sometidos a torturas lentas que les prolongaron la agonia mucho mas que si hubieran sucumbidos en las primeras horas de la matanza. Algunos niños cuyos cuerpecitos ya habian sido mutilados fueron desgarrados en jirones, y algunos adultos, hombres y mujeres- atrozmente descuartizados. Muchos murieron despedazados por la explosión de cartuchos de pòlvora que les ataron en sus miembros y luego encendieron.

Cuando ya no habìa victimas que inmolar, siguiò la marcha. Al dia siguiente el sol derramò sus rayos sobre un panorama macabro de lo mas triste. Los pocos habitantes que habian logrado escapar, al volver encontraron en la Casa Consistorial, los cadáveres desnudos y mutilados, las calles llenas de escombros y desolación….. Los habitantes de las comarcas del Sur quedaron expuestos a los desmanes de los haitianos; otro tanto les sucediò a los pueblos del Cibao. Si es posible establecer una comparación, se diria que los horrores que acompañaron a la retirada de los haitianos fueron peores, si cabe, que las atrocidades cometidas por ellos en la invasión. Dessalines, enfurecido por la contrariedad sufrida, emitiò òrdenes de devastar el pais por donde pasaran las tropas. El ejèrcito del sur, en su marcha de retirada estaba mandado por Petion, una de las raras figuras admirables de la revolución haitiana, pero Dessalines asumió personalmente el mando del ejército del Norte. , ahì a mansalva fueron degollados sin misericordia, solamente algunos niños pudieron escapar, ocultos bajo las faldas de sus madres muertas.

Todo lo que quedaba de la ciudad de Santiago fue completamente destruido, y hasta los pueblos, que como Monte Cristo, estaban apartados del camino de Dessalines, no los perdonò dejàndolos inmunes, pues fueron despachados destacamentos para incendiarlos y matar a los habitantes. El lado de los prisioneros llevados de La Vega cuyo numero fue aumentando a medida que continuò la marcha al Occidente, fue si cabe, mas cruel aùn. Muchos fueron sacrificados por el camino, y las mujeres quedaron repartidas entre los oficiales de Dessalines y de Christophe…….estos desafueros fueron interminables, no hay espacio suficiente en ningún libro para narrar con toda su crudeza las atrocidades de estos sanguinarios...

En fin como EL QUE A HIERRO MATA A HIERRO MUERE , el 17 de octubre de 1806, mas allà de Pont-Rouge, habian preparado una emboscada. Parte de las tropas estaban disimuladas a cada lado de la carretera. Llega el Emperador, rodeado de una pequeña escolta, sin temer al peligro, con proyectos de venganza en mente. Resonò de pronto una fuerte voz:…”-¡Alto! ¡Formen el cìrculo” En el mismo momento, surgen los soldados de los matorrales donde se esconden y rodean a Dessalines. Pero el respeto y el temor cobran fuerza y nadie obedece a los oficiales que gritan: “Fuego, fuego. -…”Me han traicionado dice el Emperador. Se arma de su bastòn, golpea a los que lo rodean, y de un pistoletazo, mata a un soldado. Luego, trata de retroceder. Fue entonces cuando Garat dispara, tembloroso, un tiro de fusil que no alcanza mas que el caballo del emperador. Dessalines cae rodando con su montura y despliega esfuerzos desesperados por liberarse. Socorro Charlotin, este de un salto se desmonta y cuando agarraba a Dessalines, una descaga los acribillò a los dos.

Hubo luego una horrible escena. El Emperados es despojado de su ropa. Le roban las armas, las pistolas, su sable. Le cortan los dedos de las manos para quitarle màs fácilmente los anillos. Yayou lo manda a poner sobre unos fusiles dispuestos a manera de camilla, y burlonamente exclama: “Quien dirìa que ese pobre infeliz, hacia temblar todo Haitì hace un cuarto de hora solamente”….Mientras se encaminaban, ebrios de alegría hacia Puerto Príncipe, dejaron caer muchas veces el cadáver del Emperador y la muchedumbre, lanzàndose sobre èl, le apedreò y lo destrozò a sablazos. Cuando, media hora después, lo tiraron en medio de la plaza del Gobierno, ya no se le reconocìa: el cràneo roto, las manos y los pies cortados. Allì permaneciò largas horas frecuentemente apedreado por niños incitados por la violencia de los mayores….Por la noche una vieja loca, guardò en un saco los restos ensangrentados del Emperador y los transportó al cementerio interior. Mas tarde, cuando se apaciguaron las pasiones polìticas, una señora reconociò que Dessalines habìa sido bueno con ella y su marido; hizo construir en Sainte-Anne, una modesta tumba con un epitafio elocuente en su sencillez:… “Aquì yace Dessalines, muerto a los 48 años”.

Asì como se reprocho a Dessalines su crueldad, su tiranìa, el desorden y el despilfarro de su administración. No es menos cierto que la culpa, a menudo de sus errores, debe imputarse, en mayor parte, a sus secretarios todopoderosos…… En todo caso, ningún haitiano verdaderamente patriota olvidarà que Dessalines, por su energìa extraordinaria y su influencia sobre la muchedumbre, ES EL PRINCIPAL FUNDADOR DE LA INDEPENDENCIA DE SU PAIS Y EL PRIMERO DE LOS HAITIANOS.

------------------
Fuentes: “Estudio y Soluciòn Nueva de la cuestión Haitiana, autor R.Lepelletier de Saint-Remy;

Frank Moya Pons, “Manual de Historia Dominicana”….

J.C. Dorsainvil, ¨Historia de Haiti”;

“Invasiones Dominicanas”, Emilio Rodriguez Demorizi

La Viña de Naboth, Tomo I, Sumner Welles.

3 comentarios:

  1. Todo mi respeto para usted. Soy una investigadora cubana. Hágame el honor de permitirme conectar mi blog con el suyo. En estos días voy a publicar una serie de estudios sobre nuestra conspiración antiesclavista de 1812, su líder José Antonio Aponte y la responsabilidad de Haití en el fracaso y asesinato de los conspiradores. Usted es la única fuente donde he hallado hasta el momento los detalles de la muerte de Dessalines. Toda mi gratitud.

    ResponderEliminar
  2. Anonimo...no existe ningún problema, puedes hacer todo lo necesario para tu investigación siempre y cuando cite la fuente...

    Gracias por su interés....

    ResponderEliminar
  3. buen articulo muy detallado lo de desalines , deberia hacer uno tambien detallado de henry Christophe rey de haiti

    ResponderEliminar